Por Rafael Mozún.- Publicado originalmente en Musicópolis (16-01-2020)

Ahora que hemos entrado de nuevo en los años 20 recordamos la década de 1920, su música, sus bailes, su estética y su alegría. Dentro del festival Inverfest se celebrará en Madrid Winter Swing Party, una fiesta que revivirá aquellos años, el swing, el charlestón y la felicidad de la que estas músicas fueron protagonistas. Hablamos con Bidara, el guionista de lo que nos deparará esta puerta atrás en el tiempo.
¿Qué pasó en los años 20 del siglo pasado para que se les conozca como “los felices”?
Digamos que tras la I Guerra Mundial, Europa estaba destrozada en todos los sentidos. Esto fue aprovechado por los USA para expandirse económicamente y crear una nación muy próspera gracias a las exportaciones que daban a los países afectados por la guerra.

Europa fue poco a poco absorbiendo esto en su reconstrucción y tras haber tocado fondo, ya sólo quedaba salir del hoyo con todo lo aprendido de USA. Por ello, después de la guerra ya sólo quedaba salir adelante y la felicidad era el mejor camino.

¿Qué papel tuvo la música en esa felicidad?
Esto, por supuesto, afectó a la cultura y el arte que siempre tienen la suerte de poder enriquecerse gracias a la fusión de estilos musicales proveniente de muchas etnias.

En Europa, por ejemplo, no sólo propició que hubiera pan en la mesa, sino que ayudó a fusionarse con el arte trayendo grandes avances tanto en la pintura, literatura, teatro y, por supuesto, en la música, que ayudaron a enriquecer a la sociedad con sonidos exportables como el ragtime y su baile el charlestón.

En esa época el jazz (o el jazz primigenio charleston/dixie) era desenfadado, alegre, divertido y de carácter popular, mientras que ahora se considera aburrida música de élites, ¿crees que Winter Swing Party ayudará a que alguien cambie esa opinión?
(risas) bueno.. yo creo que cada generación normaliza un estilo musical como atractivo. Creo que pasaría lo mismo a la inversa, si a alguien de esa generación le pones un tema de Travis Scott posiblemente le parezca algo aburrido.

El tiempo, es cierto, que hace elitista muchos estilos y principalmente aquellos que están compuestos por personan que necesitan unos estudios profundos del tema. En ese sentido, veo comprensible que termine siendo para gente de alto poder económico porque van a poder pagar el precio justo de ese esfuerzo que ha hecho ese músico por llegar allí.

Sin embargo, dicho esto, te digo lo contrario. En nuestra cultura actual existen comunidades muy numerosas como las del baile que acercan esta música a todo tipo de público con rentas muy diversas. A día de hoy, yo creo que si no conoces nuestra comunidad de baile, está muy claro que estas fiestas te ayudarán a cambiar de opinión.

La banda que pondrá la música será Indigo Jazz, cuéntanos algo de ellos.
Indigo Jazz es una banda de Swing liderada por Cuca Albert que tiene en sus filas músicos muy populares dentro del circuito del jazz. Su propuesta inicial llamada “La República del Swing” le gusta, a modo teatral, hacer una revisión de la música de esa época incluyendo claqué y Lindy Hop.

En este caso, nos quedamos con la banda que sabe escoger arreglos adecuados para dar música a la tarde del domingo 26 y nos harán bailar aportando más fuerza a esa atmósfera que nos gustaría crear.

¿Qué actividades habrá aparte del concierto?, ¿cómo colaborarán las escuelas de baile swing de Madrid?
Queremos que las escuelas participen ofreciendo a los asistentes clases abiertas, shows y alguna sorpresa que seguro será muy valorada por el público buscando tener una experiencia tan maravillosa como la que se generó en el Matadero en San Isidro 2016 organizado por MAD for Swing.

Lo que buscamos es que no sólo bailemos y bailemos, sino también que nos presentemos a la gente mostrando nuestro poder como comunidad abierta y eso se consigue dinamizando el evento con buena música y actividades participativas.

La felicidad “terminó” con el crack del 29, donde además los problema económicos se llevaron por delante muchos progresos sociales, ¿crees que la historia se ha repetido en los últimos lustros?
Ummmmm, bueno, como amante de la historia y la política, y tras analizarlo mucho -porque siempre ha sido usado ese paralelismo- yo tengo la opinión de que no son iguales, principalmente porque los contextos son distintos en todos los sentidos.

Es bastante acertado que el periodo cíclico de este sistema lleva a problemas de vulnerabilidad de los derechos básicos. Sin embargo, nuestro mayor problema es la dirección individualista del sistema que hace más difícil la solidaridad y la ayuda colectiva, sin embargo en esa época su punto débil era cubrir las carencias básicas.

Para terminar, recomiéndanos 3 canciones de los años 20 y por qué te gustan.
– I Wish I Could Shimmy Like My Sister Kate

Elijo esta canción porque representa, entre un montón de canciones, la transición al baile que diez años más tarde eclosionó en USA por su ritmo atemporal. Son proto Swing sin realmente saberlo y eso me gusta mucho. Esta es una versión de finales de los 30.

– Everybody Loves My Baby
Porque dentro de los ritmos que incitaban al charlestón, esta canción tiene una estructura muy buena, un tempo adaptable a todos los estilos y, lo mejor de todo, es que cada vez que alguien la revisa, la mejora. Un tema con infinitas posibilidades que sonó en la serie Boardwalk Empire.

– Deed I Do
Porque me gustan las canciones que muestran sonidos amables que pueden llegar a cualquier oído y esta versión de Count Basie y Ella Fitzgerald particularmente lo consigue.

 

Winter Swing Party se celebrará en Madrid el próximo domingo 26 de enero, entradas por 12€ a la venta aquí.

 

Texto: Rafael Mozún

También puedes comprar tus entradas online a través de los enlaces de las escuelas participantes y así contribuyes con tu escuela favorita.

 

Winter Swing Party

Publicado originalmente en Musicópolis

Entrevista con Bidara (Winter Swing Party) “Esta fiesta cambiará tu opinión sobre el swing y el jazz”

Pin It on Pinterest

Shares